Sucedáneos emocionales

La palabra sucedáneo significa algo que contiene propiedades
similares pero de peor calidad y que puede sustituir al original, cuando éste
no se posee.

Un sucedáneo del chocolate es el algarrobo, y en algunas ocasiones
puede valer, pero nunca será chocolate porque simplemente es otra cosa.

A nivel emocional con mucha frecuencia las personas se aferran a
sucedáneos por temor a asumir una realidad con la que no se sienten felices,
porque hacerlo, implicaría decisiones que llevarían a cambios para los que
creen no estar preparados.

Los sucedáneos pueden ser útiles en un momento puntual pero no
deberían ser sustitutivos eternos de lo que de verdad nos gustaría sentir.

Si te sientes atrapado en esos “sucedáneos emocionales” intenta o
busca quien te asesore para poder contemplar tu realidad con mas perspectiva
que la actual, para poder componer una nueva versión de tu vida que contenga
ese componente de cómo te quieres sentir.

La elección es directa, simple, ¿eso forma parte de lo que quiero
ser? Si/No, parece una respuesta fácil. Al menos en tu interior debería poder
serlo. La consciencia de ser. Paso imprescindible para reconocer los sucedáneos
y empezar a cambiar.

“Conformarse significa rendición. Asumir genera elección”

 

Comparte:
  • Print
  • Facebook
  • Twitter
  • email
  • LinkedIn
  • PDF

Comenta